Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

PROURSA ha recibido más de 6.600 consultas sobre vivienda durante el primer semestre del año El 17 de septiembre se sortean 14 pisos de alquiler para jóvenes de la calle Pontevedra. https://www.rubi.cat/@@site-logo/ajuntament-de-rubi.svg

PROURSA ha recibido más de 6.600 consultas sobre vivienda durante el primer semestre del año

El 17 de septiembre se sortean 14 pisos de alquiler para jóvenes de la calle Pontevedra.
La Oficina Local d'Habitage (OLH) que gestiona la sociedad municipal Promociones Urbanas S.A (PROURSA) ha atendido, entre enero y junio de este año, un total de 6637 peticiones de información sobre temas relacionados con la vivienda y las políticas públicas en este ámbito. Es una cifra que supera en más de 2.500 las consultas que recibió durante todo el año anterior (4113).

En los seis primeros meses del año se han tramitado un total de 54 ayudas a la rehabilitación de edificios y viviendas para propietarios y comunidades de vecinos. Esta cifra supone un incremento del 54 % respecto a las tramitaciones realizadas durante todo el año 2007, cuando se hicieron 35. El servicio de tramitación de cédulas de habitabilidad también ha experimentado un importante incremento de expedientes y se ha doblado respecto al año anterior. En los 6 primeros meses de 2008 se han tramitado 33 expedientes frente a los 16 realizados durante todo el año 2007.

Alquiler a precios más asequibles

La OLH ofrece diferentes servicios que permiten conseguir un piso de alquiler a precios más asequibles de los que se pueden encontrar en el mercado.

Una de las fórmulas es acceder a una bolsa de pisos privados de alquiler gestionados por Proursa después de llegar a un acuerdo con el propietario. Actualmente el precio medio de estos alquileres es de 518 €, mientras que el precio de mercado es de 800 €. Este servicio aporta ventajas tanto al propietario como el arrendatario. Al arrandatario porque paga un alquiler un 65 % más económico, mientras que el propietario deja en manos de PROURSA toda la gestión del alquiler ahorrando los gastos de contratación de un API privado. Además recibe garantías de cobro y asesoramiento sobre servicios y reformas, así como la tramitación de las subvenciones que otorgan las administraciones. Actualmente Proursa gestiona 56 pisos en estas condiciones. Durante el primer semestre de 2008 se han firmado 10 contratos, de las 57 personas que han pedido beneficiarse de uno de estos alquileres.

Optar a las ayudas que ofrece la Generalitat es otra fórmula para conseguir pagar menos por el alquiler mensual. La OHL se encarga de la tramitación de estas ayudas que se conceden anualmente si se cumplen los requisitos que establece la Generalitat de Catalunya. La ayuda oscila entre un mínimo de 20 € y un máximo de 240 € al mes. Quien pide la ayuda debe acreditar que en el momento de hacerlo ya paga un alquiler y que no tiene unos ingresos anuales superiores a 22.358 € (hasta 26.937 si el número de personas de la unidad familiar llega a 5). Además en el caso de ayudas a los jóvenes menores de 35 años, se han de acreditar unos ingresos anuales mínimos de 5.500 €.

El plazo para solicitar estas ayudas finalizaba el 30 de junio, excepto para las personas que, cumpliendo los requisitos, hayan firmado un contrato de alquiler a partir del 1 de enero de 2008 y no hayan percibido anteriormente estas ayudas. En este supuesto, el plazo de solicitado está abierto hasta el 30 de octubre.

En Rubí se han tramitado hasta junio un total de 364 expedientes, 71 solicitudes más que el año pasado.

Una tercera fórmula que tramita la OHL es la ayuda a la emancipación que otorga el Ministerio de Vivienda. Se dirige a jóvenes de entre 22 y 30 años y la pueden solicitar tanto para cubrir una parte del alquiler que ya pagan como para emanciparse. En el primer caso la ayuda es de 210 € hasta un máximo de 4 años, mientras que en el segundo caso, además, se puede pedir un préstamo sin intereses de 600 € para la fianza del alquiler y 120 € de aval. Son ayudas no compatibles con los que ofrece la Generalitat. En esta modalidad, Proursa ha tramitado un total de 197 ayudas, 2 de ellos préstamos para la fianza del alquiler.

Finalmente, hay la posibilidad de acceder a una vivienda pública de alquiler. Proursa gestiona en la actualidad un total de 121 pisos que destina al alquiler para jóvenes y alquiler social. De estos, 61 son propiedad de la sociedad municipal y 60 del Ayuntamiento. Durante el mes de abril de 2008, se han recogido 230 solicitudes para segundas adjudicaciones de los 12 viviendas de alquiler para jóvenes de la calle Pontevedra a los que se han sumado 2 más, 1 de ellos adaptado. El sorteo de estos 14 viviendas se hará el miércoles, 17 de septiembre.

La vivienda protegida

Actualmente, Rubí cuenta con 461 viviendas protegidas que se han construido en las últimas décadas. Entre finales de este año y el año próximo se prevé que se haya iniciado la construcción de 250 viviendas protegidas más entre Sant Jordi Parc, donde Proursa hará finalmente 55 pisos en vez de los 42 inicialmente previstos, los 110 programados en Can Sant Joan por el INCASOL y los 85 previstos para el año próximo en la antigua carretera de Sant Quirze (sector A4). A estos hay que añadir los sesenta pisos protegidos que se están construyendo en Sant Jordi Parc por parte de la promotora privada La Llave de Oro.