Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

El uso incívico del espacio público es lo que más preocupa a las entidades que han participado en la primera mesa de seguridad del proyecto Compromiso de barrio Una quincena de asociaciones de Can Vallhonrat, Ca n'Alzamora, Les Torres y 25 de Setembre han puesto en común con Policía Local y Mossos d'Esquadra las principales problemáticas en materia de seguridad de estos barrios. https://www.rubi.cat/@@site-logo/ajuntament-de-rubi.svg

El uso incívico del espacio público es lo que más preocupa a las entidades que han participado en la primera mesa de seguridad del proyecto Compromiso de barrio

Una quincena de asociaciones de Can Vallhonrat, Ca n'Alzamora, Les Torres y 25 de Setembre han puesto en común con Policía Local y Mossos d'Esquadra las principales problemáticas en materia de seguridad de estos barrios.
Una quincena de asociaciones de los barrios de Ca n'Alzamora, Can Vallhonrat, Les Torres y 25 de Setembre participaron en la primera de las mesas de seguridad y convivencia incluidas en Compromiso de barrio, un proyecto que pretende acercar el consistorio a los ciudadanos y que la alcaldesa, Carme García, presentó a las entidades este mismo lunes.

Antes de ponerse a trabajar, la alcaldesa recordó que la seguridad y la convivencia en el espacio público son una prioridad de este mandato, junto con la cohesión social y la promoción económica. Según Carme García, el objetivo de estas mesas es trabajar la seguridad y, al mismo tiempo, la percepción de seguridad. Como aseguró la alcaldesa, 'habrá que generar confianza, que es el mejor indicador de una sociedad cohesionada'. García también se refirió a los 'rumores como medio para romper esta cohesión social e incrementar la sensación de inseguridad, sobre todo en épocas de crisis económica como la actual'.

Por su parte, el concejal de Planificación, Ecología Urbana y Seguridad, Manuel Velasco, dijo que la voluntad del Ayuntamiento es que 'estas mesas sean de coordinación, colaboración y, sobre todo, de complicidad'. Velasco se refirió a la multitud de reuniones que tanto los técnicos como los políticos mantienen con la ciudadanía para solucionar los problemas que se plantean, pero explicó que la novedad de esta mesa es 'sistematizar el trabajo que se hace, de forma conjunta, alrededor de los dos frentes en que se divide la seguridad: las cifras, es decir, que la ciudad sea realmente segura, y la percepción de que la ciudad es segura'.

Después de que tanto el jefe de la Policía Local, Miquel Pedrosa, como de los Mossos d'Esquadra, Jesús Requena, explicaran las competencias de cada cuerpo, los representantes de las asociaciones de la denominada 'zona 3' trabajaron en grupos reducidos para definir cuáles son los principales problemas en materia de seguridad que han detectado en sus respectivos barrios. Una vez hecha esta tarea, pusieron los resultados en común con el resto del grupo.

En general, coincidieron en destacar el uso incívico del espacio público, la disciplina viaria y la presencia de excrementos de perros en la vía pública. También hicieron referencia a los ruidos, las pintadas, los problemas que las motos aparcadas en las aceras generan en las personas invidentes y las bicicletas que circulan en dirección contraria y por las aceras sin respetar las señales.

Tanto Pedrosa como Requena emplazaron a las entidades a aportar el máximo de información sobre estos problemas (fechas, lugares, horas...) para que los dos cuerpos de seguridad puedan incidir para mejorarlos.

Campaña Comercio Seguro
Policía Local y Mossos d'Esquadra colaboran habitualmente en diferentes tareas de seguridad en la ciudad. Un ejemplo de este trabajo conjunto es la campaña Comercio seguro, que ambos cuerpos llevan a cabo anualmente para prevenir robos durante las fiestas navideñas.

Los datos de la última campaña, que finalizó la tercera semana de enero, ponen de manifiesto que ha habido una contención del número de hechos delictivos conocidos. De todos modos, se ha detectado un incremento de los delitos cometidos al mediodía, en la franja horaria en la que los comercios cierran para comer.

Durante la campaña Comercio seguro se han producido un total de 5 detenciones, dos de ellas por robo con violencia e intimidación y tres por hurto, además de la resolución con identificación del autor de otro robo de esta tipología y de cinco delitos de hurto.

La Policía Local adscribió 12 agentes a esta campaña, que pertenecen a las unidades de Seguridad Ciudadana, de Apoyo Policial y Canina, algunos de ellos de paisano para mejorar la eficacia del servicio.