Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

El Servicio de intermediación de afectados por las hipotecas contará con un refuerzo a partir de mediados de mayo El paquete de medidas extraordinarias anticrisis de este año prevé la contratación de un profesional que, hasta finales de año, realizará tareas de intermediación con las entidades bancarias. https://www.rubi.cat/@@site-logo/ajuntament-de-rubi.svg

El Servicio de intermediación de afectados por las hipotecas contará con un refuerzo a partir de mediados de mayo

El paquete de medidas extraordinarias anticrisis de este año prevé la contratación de un profesional que, hasta finales de año, realizará tareas de intermediación con las entidades bancarias.
A mediados del mes de mayo, el Servicio de intermediación de afectados por las hipotecas de Rubí contará con un nuevo profesional, con una amplia experiencia en el sector bancario y conocedor de los diferentes productos hipotecarios. Esta persona realizará, hasta finales de año, tareas de intermediación con las entidades bancarias.

La contratación de este trabajador es una de las acciones incluidas en el paquete de medidas extraordinarias de lucha contra la crisis 2013. De esta manera, el Ayuntamiento da continuidad a una de las iniciativas puestas en marcha el año pasado en el marco de las medidas excepcionales anticrisis 2012 para paliar los efectos de los desahucios en la ciudad. Este año se han ampliado las horas de dedicación de esta figura. El año pasado, el refuerzo fue de unas horas a la semana durante dos meses. En 2013, en cambio, este profesional tendrá dedicación diaria hasta finales de año.

Paralelamente, el Ayuntamiento está preparando los pliegos para licitar las obras para rehabilitar dos viviendas destinadas a emergencias sociales. El año pasado ya se adecuaron tres pisos para situaciones temporales de urgencia. Estos pisos incluyen el mobiliario mínimo y los gastos de suministros y están destinados a aquellos ciudadanos de Rubí en situación de emergencia por falta de vivienda como consecuencia de un desahucio hipotecario. El año pasado, el consistorio también rehabilitó dos viviendas municipales de una habitación para incluirlas dentro del parque de viviendas de alquiler del municipio, dirigidas a personas derivadas de Servicios Sociales. Todos estos pisos están en uso actualmente.

Por otra parte, este año el consistorio también mantiene las ayudas en la plusvalía de inmuebles a ciudadanos afectados por desahucio de la vivienda habitual.

Convenio para la creación de un Fondo social de viviendas
El Ayuntamiento de Rubí ha firmado recientemente un convenio para la creación de un Fondo social de viviendas, una iniciativa que persigue que las entidades de crédito aporten pisos de su propiedad para que sean alquilados a aquellas personas que, a partir del 1 de enero de 2008, hayan sido desalojadas de su residencia habitual por el impago de la hipoteca y se encuentren en situación de especial vulnerabilidad y riesgo social.

Estas viviendas se ofrecerán a partir de una renta que oscilará entre los 150 y los 400 euros al mes, con un límite máximo del 30% de los ingresos netos totales de la unidad familiar.