Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

El Pleno del Ayuntamiento de Rubí desestima la moción de apoyo a la convocatoria de consulta del 9 de noviembre Se ha necesitado una segunda votación para deshacer el empate. El voto de calidad de la alcaldesa ha acabado decantando la balanza https://www.rubi.cat/@@site-logo/ajuntament-de-rubi.svg

El Pleno del Ayuntamiento de Rubí desestima la moción de apoyo a la convocatoria de consulta del 9 de noviembre

Se ha necesitado una segunda votación para deshacer el empate. El voto de calidad de la alcaldesa ha acabado decantando la balanza
El Pleno municipal del Ayuntamiento de Rubí ha declinado apoyar la consulta prevista para el 9 de noviembre de este año para decidir el futuro de Cataluña. Y es que la moción que presentaban Convergència i Unió (CIU), Iniciativa per Catalunya Verds - Eszquerra Unida i Alternativa (ICV-EUiA), Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) y Alternativa Ciutadana de Rubí (ACR) finalmente no se ha aprobado.

En la primera votación se ha producido un empate: CiU, ICV-EUiA, ERC, ACR y el concejal socialista Jaume Buscallà han votado a favor de la moción; la también concejala socialista Maria Mas se ha abstenido; mientras que el resto de concejales del PSC y los del Partido Popular (PP) han votado en contra. Después de un breve receso se ha repetido la votación, con idéntico resultado. Pero, como prevé la normativa, el voto de la alcaldesa ha permitido decantar la balanza y hacer ganadora la opción votada por Carme García.

En el transcurso del debate de esta moción, el Partido de los Socialistas de Cataluña ha presentado una serie de transacciones, que no han sido aceptadas por los grupos que presentaban el texto.

La “Moción de apoyo del mundo local a la convocatoria de consulta sobre el futuro político de Cataluña del 9 de noviembre de 2014” preveía 3 acuerdos. Por un lado, mostrar el apoyo del Pleno del Ayuntamiento de Rubí a la convocatoria de la consulta del 9 de noviembre de 2014 para decidir libremente el futuro de Cataluña en el ejercicio de los derechos democráticos de los catalanes y tomar el compromiso del Consistorio rubinense con la realización de la misma, facilitando todos los recursos y las herramientas necesarias para hacerla posible, haciendo un llamamiento a la participación.

Otro de los acuerdos hacía referencia a dar pleno apoyo al presidente y al gobierno de la Generalitat, el Parlament de Catalunya y a los partidos políticos que apoyan la convocatoria, así como la materialización de la consulta del 9 de noviembre en el marco de la Ley 10/2014 de consultas populares no referendarias y participación ciudadana, aprobada por el Parlament de Catalunya, ya que responde a la voluntad mayoritaria del pueblo catalán y de sus representantes.

Por último, la moción proponía comunicar este acuerdo en el periodo de 5 días desde su aprobación al presidente de la Generalitat de Catalunya, a la presidenta del Parlament de Catalunya y a los grupos parlamentarios, así como también a la Associació de Municipis per la Independència (AMI) y a la Associació Catalana de Municipis (ACM), quien lo enviarán de forma conjunta al presidente del Gobierno Español, al presidente del Congreso, al secretario general de las Naciones Unidas, al presidente del Parlamento Europeo , al Presidente del Consejo de la UE y al presidente de la Comisión Europea.