Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

Este jueves se podría superar el umbral de información de ozono troposférico Ante la previsión de la Direcció General de Qualitat Ambiental, se recomienda no realizar esfuerzos corporales al aire libre que no sean usuales https://www.rubi.cat/es/actualidad/noticias/este-jueves-se-podria-superar-el-umbral-de-informacion-de-ozono-troposferico/@@images/image/preview

Este jueves se podría superar el umbral de información de ozono troposférico

Ante la previsión de la Direcció General de Qualitat Ambiental, se recomienda no realizar esfuerzos corporales al aire libre que no sean usuales
Personas mayores, niños y personas con enfermedades respiratorias y cardíacas son los colectivos más sensibles al ozono troposférico.
Personas mayores, niños y personas con enfermedades respiratorias y cardíacas son los colectivos más sensibles al ozono troposférico

La Direcció General de Qualitat Ambiental prevé que este jueves se pueda superar el umbral de información de ozono troposférico por encima de los 180 microgramos por metro cúbico en la zona del Maresme y del Vallès – Baix Llobregat. Ante esto, la Agència de Salut Pública de Catalunya recomienda como medida preventiva no hacer esfuerzos corporales al aire libre que no sean usuales, principalmente si producen fatiga, son de larga duración y se llevan a cabo dentro del período en que los niveles de ozono son más altos.

El ozono es un gas invisible que se encuentra de forma natural en la atmósfera. Su concentración es máxima a unos 20 km de altura, dentro de la estratosfera. Es la llamada capa de ozono, que protege a los seres vivos de las radiaciones ultravioletas procedentes del sol y, por tanto, es beneficiosa para nosotros. Por otra parte, el ozono también se encuentra en la troposfera, la capa de la atmósfera más cercana a la superficie terrestre. Este es el llamado ozono troposférico, que puede ser de origen natural o producido por el ser humano, especialmente por las emisiones del tráfico y la industria.

La legislación establece, como valores orientativos para prevenir posibles efectos del ozono, unos umbrales que se recomienda no superar. Cuando se sobrepasa el umbral de información (180 g/m3 en 1 hora) o el umbral de alerta (240 g/m3 durante 1 hora) establecidos, se informa a la población y a diversos organismos y entidades de esta superación para que puedan adoptar medidas preventivas de protección.

Los grupos que pueden ser más sensibles a este gas son las personas con asma u otras enfermedades de las vías respiratorias o cardíacas, las que hacen ejercicio físico al aire libre, especialmente en las horas en que los niveles de ozono son más altos, los niños, los ancianos y las mujeres embarazadas.