Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

El Ayuntamiento precinta las obras de Can Balasc ante el incumplimiento del Decreto que ordenaba su suspensión El Juzgado Contencioso Administrativo nº 15 de Barcelona ha autorizado al Consistorio a entrar en esta finca para parar los trabajos que está ejecutando la empresa ARRINS SL https://www.rubi.cat/es/actualidad/noticias/el-ayuntamiento-precinta-las-obras-de-can-balasc-ante-el-incumplimiento-del-decreto-que-ordenaba-su-suspension/@@images/image/preview

El Ayuntamiento precinta las obras de Can Balasc ante el incumplimiento del Decreto que ordenaba su suspensión

El Juzgado Contencioso Administrativo nº 15 de Barcelona ha autorizado al Consistorio a entrar en esta finca para parar los trabajos que está ejecutando la empresa ARRINS SL
El Consistorio ha comprobado en varias visitas de inspección que las obras en Can Balasc no se han detenido.
El Consistorio ha comprobado en varias visitas de inspección que las obras en Can Balasc no se han detenido

Agentes de la Policía Local de Rubí han procedido este jueves al precinto de diversas instalaciones de la finca de Can Balasc donde se emplaza la actividad extractiva La Sibila, ante el incumplimiento por parte del empresa ARRINS SL del Decreto del Ayuntamiento que ordenaba la suspensión inmediata de las obras que se están haciendo. El Consistorio, que considera probado que en los últimos días se han seguido realizando una serie de trabajos sin disponer de la preceptiva licencia municipal, ha tenido que recurrir a los juzgados para solicitar autorización judicial para entrar en esta finca. Y es que la semana pasada los responsables de la empresa denegaron el acceso al personal municipal.

El pasado 20 de enero, el Ayuntamiento incoó un expediente de protección de la legalidad urbanística a la empresa ARRINS SL como promotora de estas obras, ordenando su suspensión inmediata y advirtiendo que, en caso de incumplimiento, el Ayuntamiento quedaría habilitado para ordenar la ejecución forzosa de la suspensión de los trabajos. Recordemos que el Pleno municipal del Ayuntamiento de Rubí acordó, en septiembre de 2014, suspender durante el plazo de un año las tramitaciones y el otorgamiento de licencias en suelo no urbanizable relativas a actividades extractivas y de gestión de residuos para poder elaborar un Plan Especial Urbanístico que regule estas actividades.

A partir de varias visitas de inspección, el Consistorio comprobó que las obras han continuado y, por este motivo, la semana pasada se dictó un nuevo Decreto que ordenaba una serie de medidas provisionales para suspender los trabajos. El Ayuntamiento, sin embargo, no pudo ejecutar estas medidas, ya que los responsables de ARRINS SL y sus representantes legales impidieron el acceso del personal municipal a las instalaciones.

Por este motivo, y en cumplimiento de las previsiones legales una vez agotada la vía administrativa, el Consistorio solicitó la correspondiente autorización judicial para continuar las actuaciones para hacer cumplir los decretos.

El Juzgado Contencioso Administrativo nº 15 de Barcelona ha concedido la autorización al Ayuntamiento de Rubí, que este jueves ha procedido a precintar las obras que se están llevando a cabo en Can Balasc.

Cabe reiterar que el motivo de la incoación del expediente del pasado 20 de enero es la falta de licencia de obras, y que no se cuestiona la licencia de que dispone la empresa para residuos inertes desde el año 2012.

Rubí y los vertederos
En octubre del año pasado, el Pleno municipal aprobó por una amplia mayoría una moción en la que se posicionaba en contra de la instalación de un nuevo vertedero y/o centro de tratamiento de residuos metropolitano en el término municipal de Rubí. El texto, propuesto en primera instancia por la Plataforma Rubí Sense Abocadors, reflejaba la inquietud del municipio en relación al futuro de Can Balasc.

Por otra parte, el Ayuntamiento también presentó una serie de alegaciones al Plan Especial Urbanístico (PEU) de Can Carreras y Can Balasc, aprobado inicialmente por la Generalitat de Catalunya el 13 de diciembre de 2012. El consistorio rubinense pedía que se denegara la aprobación definitiva de este plan, presentado por las empresas ARRINS SA y Grupo FSM Vertispania SL, ya que el PEU incumple la normativa urbanística tanto por cuestiones formales como de fondo.

En julio de 2013, el Departamento de Territorio y Sostenibilidad de la Generalitat de Catalunya notificó al Ayuntamiento de Rubí el acuerdo de la Comisión Territorial de Urbanismo que suspendía el Plan Especial Urbanístico (PEU) de Can Carreras y Can Balasc. En noviembre de 2014, este mismo organismo acordó mantener durante un año más la suspensión de la tramitación de este PEU, que prevé ampliar la vida útil del vertedero de Can Carreras y la instalación de un nuevo depósito de residuos no especiales en Can Balasc.