Usted está aquí: Inicio / Tu ciudad / Salud / Protección de la salud / Tatuajes y piercings / ¿Qué tenemos que saber?

¿Qué tenemos que saber?

Adornar nuestro cuerpo con un piercing o un tatoo está de moda, especialmente entre los jóvenes, pero perforar la piel tiene riesgos, ya que existe la posibilidad de contagiarse de enfermedades como la hepatitis o el sida, entre otras.

Recomendaciones:
En el caso del piercing

  • El material que se utilice debe ser estéril, mejor aguja que pistola, la pistola aumenta el riesgo de enfermedades de transmisión sanguínea.
  • La pieza que se ponga debe ser de acero inoxidable de uso quirúrgico, oro de 14-18 quilates o titanio para reducir el riesgo de infecciones y alergias.
  • Todo el material que se utilice tienen que estar esterilizado y deberá guardarse en bolsas o recipientes estériles hasta su utilización.
  • La persona que haga el piercing tiene que llevar guantes de tipo quirúrgico, nuevos para cada uso y solo puede tocar lo que necesite para hacerlo.
  • La piel tiene que estar limpia y desinfectada antes de hacer la perforación y tienen que informar de los métodos de desinfección que hay que seguir y cuantas veces al día hasta que cicatrice totalmente.
  • Si la herida se infecta, hay que acudir urgentemente al médico para evitar complicaciones.

En el caso del tatuaje:

  • El tatuador tiene que lavarse bien las manos y colocarse guantes de tipo quirúrgico, estos deben ser nuevos cada vez.
  • El material (agujas y tintes) deben ser de un solo uso.

  • Compartir