Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

Una fuga de gas obligó a restringir al tráfico el paseo de Francesc Macià este fin de semana El sábado de madrugada se reparó la fuga, pero el domingo al mediodía todavía se podía sentir el olor a gas que hizo saltar una falsa alarma. https://www.rubi.cat/@@site-logo/ajuntament-de-rubi.svg

Una fuga de gas obligó a restringir al tráfico el paseo de Francesc Macià este fin de semana

El sábado de madrugada se reparó la fuga, pero el domingo al mediodía todavía se podía sentir el olor a gas que hizo saltar una falsa alarma.

La policía local de Rubí ha informado sobre una pequeña fuga de gas ocurrida el pasado sábado al atardecer en el paseo de Francesc Macià, después de que los bomberos observaron el posible origen del escape en una de las aceras situadas en esta calle con la bajada de Sant Joan. <br /><br />Hacia las 20.30 h, los operarios de Gas Natural localizaron la fuga ante del número 28 de la calle Francesc Macià. Para acceder en el punto de la cañería por donde se desprendía el gas, dos operarios hicieron en la acera un agujero de más de un metro de hondo, y las tareas se alargaron hasta las 3 h de la madrugada. A partir de esta hora, empezaron las tareas de reparación, que consistieron en la sustitución de unos tornillos que se habían deteriorado con el paso del tiempo. <br /><br />Mientras tanto, la policía local y los Mossos d'Esquadra evacuaron a los peatones que circulaban entre las calles Sant Cugat y Montserrat, y se restableció el acceso poco después, una vez se declaró la situación de riesgo nulo. <br /><br />El domingo, hacia las 12.50, se volvió a cortar el tramo afectado después de que los bomberos informaron sobre un fuerte olor a gas en el mismo punto de actuación. Una vez allí, se volvió a restringir la zona al tráfico de peatones y de vehículos y se comprobó que el olor procedía del mismo lugar de la avería del día anterior. Por este motivo, la empresa Gas Natural procedió a hacer diferentes sondeos en la zona por motivos de seguridad y a cortar el suministro de gas, quedando afectadas un centenar de familias. Finalmente, los operarios de la empresa informaron que se trataba de un pequeño bolsa de gas que se había acumulado, aunque en aquellos momentos los resultados indicaban un 0 % de gas en el aire, motivo por el cual se procedió a abrir el suministro de gas a los vecinos y a restablecer el paso de peatones y de vehículos. <br />