Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

La Escuela Municipal de Música de Rubí Pere Burés celebra su 30 aniversario Este jueves por la tarde, la alcaldesa rendirá un homenaje al músico rubinense que creó la escuela de música en el curso 1908-1981. https://www.rubi.cat/@@site-logo/ajuntament-de-rubi.svg

La Escuela Municipal de Música de Rubí Pere Burés celebra su 30 aniversario

Este jueves por la tarde, la alcaldesa rendirá un homenaje al músico rubinense que creó la escuela de música en el curso 1908-1981.
La Escuela Municipal de Música de Rubí Pere Burés cumple este año su 30º aniversario, desde que en el curso 1980-1981 el músico Pere Burés, primer director de la escuela y promotor de la unión de los dos centros de enseñanza de música que existían en la ciudad, crea la actual Escuela Municipal de Música.

Para conmemorar este acontecimiento, el próximo jueves 10 de febrero, del Ayuntamiento de Rubí le rendirá un homenaje público con el descubrimiento de una placa en su honor en este centro que a partir de ahora ya lleva su nombre. El acto, que comenzará a las 18 h en el Escardívol, contará con la asistencia de la alcaldesa de Rubí, Carme García, así como familiares del músico y otros representantes municipales.

Conciertos, talleres, jornadas de puertas abiertas ....

El acto central de esta celebración tendrá lugar el próximo 19 de mayo en el teatro municipal La Sala, con la interpretación de la cantata 'Pesigolles' del letrista Jesús Nieto y el compositor Ricardo Gimeno, en la que participarán todos los profesores/as y unos 250 alumnos/as de la escuela. Bajo la dirección del compositor Ricardo Gimeno, el concierto contará con el apoyo de la Escuela de Arte edRa en la decoración y confección del espectáculo, y los actores del Casal Popular de Rubí, muchos de los cuales han sido alumnos de la Escuela de Música de Rubí, para desarrollar la parte escénica dirigida por Jaume Feliu.

Además, durante el próximo mes de marzo, la escuela ofrecerá al resto de centros educativos de la ciudad la posibilidad de visitar las instalaciones en el Escardívol para poder ver en directo algunas de las actividades que se desarrollan. Además, el 18 de marzo se organizará una jornada de puertas abiertas especial por este 30 aniversario en la que podrá participar toda la ciudadanía que quiera conocer la escuela.

El otro acto importante dentro de esta celebración, será la Semana Cultural de la escuela, del 11 al 15 de abril de 2011. Durante esta semana, se organiza el concurso de interpretación 'fantasma', en el que los y las alumnas interpretan una pieza original o de un autor detrás de una cortina, por lo que ni el tribunal ni los espectadores pueden ver a intérpretes. El concierto está dirigido a todos los alumnos de la escuela (solistas y grupos con un máximo de 6 intérpretes) y los concursantes participan mediante un seudónimo para no ser reconocidos por el jurado, formado por 3 profesores de la escuela y 3 alumnos de Grado Profesional o nivel avanzado. En el acto de clausura del concurso, se podrán volver a escuchar las interpretaciones de los ganadores, así como asistir a la entrega de premios y conocer otros trabajos llevados a cabo durante esta semana por el alumnado, como un taller de boleros, un taller de jazz, un concierto de ex alumnos, un concierto de violas de 3 escuelas de música que interpretarán un cuento para el grupo de los más pequeños de la escuela, y algunas otras que el profesorado está acabando de organizar.

Además, habrá otras actividades que se están terminando de definir como un espectáculo de ópera, dentro del Ciclo de Música de Cámara que la escuela organiza entre los meses de abril y mayo, una exposición de textos, fotografías, dedicatorias, recuerdos, etc., que los ex alumnos y familias de alumnos que han pasado por la escuela están haciendo llegar al centro; salidas de los alumnos al Museo de la Música, al Auditorio o al Liceu, entre otras actividades.

La Escuela de Música hoy

La Escuela de Música Pere Burés está ubicada en la segunda planta del Escardívol y en la primera planta de El Bullidor, ya que con las últimas obras se han incrementado las instalaciones y los metros cuadrados, se ha ampliado la sala de conciertos, se han adecuado las instalaciones de calefacción y la sala de profesores, entre otros.

Actualmente, el centro cuenta con 450 alumnos y 26 profesores y ofrece 18 especialidades instrumentales: bajo eléctrico, batería, canto, clarinete, flauta de pico, flauta travesera, guitarra, guitarra eléctrica, mandolina acústica, oboe, piano, saxofón, trombón, trompa, trompeta, viola, violín y violonchelo.

La formación musical se inicia a los 5 años con los cursos de sensibilización musical y, a partir de los 8, comienzan a cursar el plan elemental que dura hasta los 11 años. Además, hay un curso especial para niños menores de 15 años y un plan adulto para alumnos que quieren iniciarse en el estudio de la música con una edad superior a los 15 años. Todos los cursos incluyen el canto coral tanto el de sensibilización, como el grado elemental y el profesional.

La actividad orquestal está representada por los grupos instrumentales con las orquestas de cuerda, de adultos y sinfónica, los grupos de guitarras, de metales, de flauta de pico, de flauta travesera, de saxofones, de pianos, de percusión, los combos modernos y el ensemble de música antigua.

La voluntad de apertura de la escuela a la población hace que el centro ofrezca Talleres Abiertos Instrumentales dirigidos a personas sin conocimientos musicales que no quieren seguir un plan completo pero sí adquirir conocimientos, con cursos como La música y su entorno (aproximación a la música en través de audiciones), Seitai (curso de relajación), guitarra para acompañamiento, flauta de pico, o canto coral a partir de 10 años, entre otros.

Además, durante el curso 2009-2010 se constituyó la Asociación de Madres y Padres de alumnos (AMPA) con los que se puede contactar a través del correo electrónico ampaxmusic@gmail.com y/o consultar informaciones y actividades que organizan a través de su página web.

Dos escuelas de música

La actual Escuela Municipal de Música de Rubí actual nace el curso 1980-1981, aunque durante algunos años la ciudad tuvo dos escuelas: una municipal creada en 1956 bajo la dirección de Miquel Casas Bell, y otra privada, creada en 1979, con una nueva corriente pedagógica (la del padre Ireneu Segarra) basada en el folclore catalán, en una mayor participación de los alumnos y en el desarrollo de sus aptitudes sensoriales. El músico rubinense Pere Burés crea en 1981 la Escuela de Música de Rubí y el curso 1986-87 se unifican ambas escuelas y se trasladan al Complejo Cultural del Escardívol en 1987.

Durante los años posteriores, la escuela logra hitos importantes como ser autorizada por el Departamento de Educación de la Generalitat (1989) como escuela, y en el año 1991 como Conservatorio de grado elemental. Con la entrada en vigor de la nueva Ley de enseñanza educativa (LOGSE), los conservatorios de grado elemental de Cataluña pasaron a ser Escuelas de Música.

Biografía de Pere Burés

Pere Burés i Camerino (Barcelona 1950 - Rubí 2009) se formó musicalmente en la Escolanía de Montserrat y fue profesor de música de la Escuela María Inmaculada en los años 70 hasta que fundó la Escuela Municipal de Música en el curso 1980-1981.

En 1979, bajo su dirección, se iniciaba el Obrador Coral de Rubí y cuatro años después, en 1983, comenzó su actividad la Coral Infantil Siurell. Fue importante su aportación al movimiento de Corales Infantiles de Cataluña, incorporándose durante un tiempo a su junta directiva, y su trabajo continuado con la Escuela de Pedagogía Musical, del Método Ireneu Segarra, impartiendo cursos y lecciones por toda Cataluña.

Desde 1968 está vinculado al Esbart Dansaire de Rubí y el año 1988 asume la dirección musical de la entidad, llegando a ser una figura capital de la misma como músico y como miembro de su junta directiva.

Profesionalmente, Pere Burés fue coordinador de Catalunya Música hasta el 2004, donde consiguió consolidar el proyecto nacido en 1987 de una radio en catalán, especializada en música clásica y contemporánea que sirviera también para acercar la música clásica a un público más amplio.