Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

En marcha una nueva Casa residencia para personas con discapacidad psíquica El centro se encuentra en Can n’Alzamora y está gestionado por el Consorcio Sanitario de Terrassa. https://www.rubi.cat/@@site-logo/ajuntament-de-rubi.svg

En marcha una nueva Casa residencia para personas con discapacidad psíquica

El centro se encuentra en Can n’Alzamora y está gestionado por el Consorcio Sanitario de Terrassa.

El Ayuntamiento ha puesto en funcionamiento la nueva Casa residencia de Can n’Alzamora, un recurso municipal para personas mayores de edad empadronadas en Rubí, con discapacidad psíquica que necesitan un hogar, pero no pueden vivir en el suyo por su propia discapacitado, por carencia de familia o por no disponer de las condiciones sociofamiliares y asistenciales adecuadas. La inauguración oficial del nuevo equipamiento, situado en la calle Dr. Ferran, 21-23, irá a cargo de la alcaldesa de Rubí, Carme García, el miércoles, 29 de octubre a las 18.30 h.<br /><br />La información pública sobre el Hogar residencia la ha facilitado esta mañana en rueda de prensa la regidora de Servicios a las Personas, Ana Ma. Martínez, quien ha dicho que “a pesar de que el Ayuntamiento no tiene competencias en este ámbito, esta casa era un compromiso del Plan “Rubí ciudad para todos” para personas con disminución” y por lo tanto se tenía que hacer. La regidora también ha dicho que el Ayuntamiento se siente “especialmente agradecido al ver de qué manera tanto las familias como los usuarios y usuarias de la residencia se la han hecho su casa” y como la comunidad de vecinos “ha aceptado con total normalidad la ubicación de esta casa y les ha dado su apoyo”.<br /><br />El Consorcio Sanitario de Terrassa es el ente que gestiona el hogar tutelado de Rubí. El motivo de esta gestión coincide plenamente con el planteamiento del CST que tiene como misión la asistencia al ciudadano/na y a sus familias desde una visión integral de la atención, que contemple la atención primaria de la salud, la especializada, la hospitalaria de agudos, la sociosanitària, la Salud Pública y la atención a la dependencia, con “la voluntad de ayudar a las personas en todas las fases de su vida”, según ha manifestado la directora del ámbito de dependencias del CST, Carme Civit, en la presentación de la casa.<br /><br />Los usuarios y usuarias de este servicio, que entró en funcionamiento a mediados del mes pasado y que tiene capacidad para 12 pacientes, a pesar de que actualmente cuenta con 9, tienen que tener un grado de autonomía personal suficiente que les permita realizar las actividades de la vida diaria, aunque necesiten apoyo y supervisión para su realización, y a la vez mantengan una actividad laboral u ocupacional durante el horario matinal.<br />Además de estos requisitos, para acceder los pacientes tienen que tener reconocida oficialmente una disminución psíquica con un grado igual o superior al 33%; haber hecho la solicitud de casa-residencia en el Centro de Atención al Disminuido; haber sido valorado como persona susceptible de recibir este servicio; tener entre 18 y 64 años y residir en Rubí.<br /><br />La Casa residencia está subvencionada por el Departamento de Acción Social y Ciudadanía de la Generalitat de Catalunya, que cubre el 68% de su coste, mientras el Ayuntamiento asume el 22% y las familias el 10% restante.<br /><br />Entre los principales objetivos del nuevo equipamiento están facilitar a sus residentes todo un conjunto de actividades que favorezcan su desarrollo personal haciéndolos más autónomos y favoreciendo su integración en el entorno a partir de actividades sociales, lúdicas y culturales.<br /><br />Todas las personas que residen en la Casa residencia Can n’Alzamora tienen el apoyo de monitores, educadores sociales, trabajadores sociales y psicólogos, para la realización de las tareas propias del día a día del hogar y para reforzar y potenciar su propia autonomía personal y la relación tanto con sus compañeros como con su entorno. <br />