Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

El gobierno local prioriza las políticas sociales en el PAM de mandato La ciudadanía podrá hacer aportaciones a partir del mes de septiembre. https://www.rubi.cat/@@site-logo/ajuntament-de-rubi.svg

El gobierno local prioriza las políticas sociales en el PAM de mandato

La ciudadanía podrá hacer aportaciones a partir del mes de septiembre.
La alcaldesa, Carme García, acompañada de la regidora de comercio y a la vez portavoz de ERC, Arés Tubau, ha presentado el Plan de Actuación Municipal del mandato. Un documento que recoge las 5 líneas de trabajo que el gobierno se marca desde 34 ámbitos diferentes, y que partiendo de un total de 165 objetivos, se concretan en 433 acciones a desarrollar entre los años 2008 y el 2011.

García ha destacado como objetivos del PAM “la transparencia en la acción de gobierno, la voluntad de acercar la política municipal a la ciudadanía y hacerla partícipe de la construcción de la ciudad con sus aportaciones”.
La alcaldesa se ha referido a algunos de los retos que afronta la ciudad para los próximos años y que el PAM recoge. García ha dicho que territorialmente “es importante que nos acabemos de posicionar dentro del contexto metropolitano para captar nuevas oportunidades de desarrollo” y que en materia de infraestructuras “trabajemos las medidas de descongestión de tráfico y mejora de la ciudad con nuevos espacios de aparcamiento y esos circulatorios y cívicos”. También ha destacado la planificación urbanística y las medidas sociales que plantea el documento “para favorecer la cohesión social y para potenciar el sentimiento de pertenencia hacia la ciudad”.

Por su parte, Arés Tubau ha explicado que el PAM “es el fruto de meses de discusión, de trabajo de hormiguita, para recoger tanto los grandes proyectos como los pequeños“. La regidora ha añadido que “nuestro mandato es dar respuesta a las demandas de la ciudadanía y esta es la voluntad del PAM tras el proceso participativo”.

El documento que se ha presentado es provisional y se irá modificando en función de las aportaciones que se puedan hacer desde el propio gobierno, con medidas nuevas de urgencia no contempladas, como desde la ciudadanía después de un proceso participativo que permitirá que toda la ciudadanía haga aportaciones. Un proceso que se iniciaría el mes de septiembre y que hará llegar a todas las casas, a través de la revista La Ciutat, a partir de reuniones y mediante internet, los grandes aspectos del PAM.

El ciudadano podrá hacer llegar al gobierno local propuestas concretas que, tras ser valoradas, se estimarán o desestimarán teniendo cuento criterios económicos, de competencias y prioridades. El ciudadano recibirá una comunicación para informarle tanto de si la propuesta ha sido aceptada como de si no lo ha estado.

433 actuaciones

Las más de 430 acciones que incorpora el PAM no son todas las que tanto a nivel de grupos municipales, como de gobierno de coalición, se ha planteado el Ayuntamiento en algún momento de este nuevo mandato. La crisis económica que afecta el Estado también tiene su traducción local y la Alcaldesa ha querido aclarar que “aunque es un plan muy ambicioso, nuestra obligación es ser prudentes en estos momentos de crisis económica que no nos permite demasiado margen” mientras que la regidora ha añadido que el hecho de disponer de un sistema de seguimiento periódico del desempeño del PAM “nos permite enderezar hacia los objetivos que nos hemos marcado con un margen de tiempo suficiente”. En este sentido, las dos han aclarado que “todo no se puede hacer” y, a la hora de retirar algunos proyectos los criterios han sido los de priorizar los sociales y mantener una ciudad equilibrada.

El PAM recoge 433 acciones concretas a desarrollar hasta el año 2011. Estas acciones responden a los diferentes objetivos que el gobierno local se plantea a partir de sus competencias y, sobre todo, a partir de las prioridades políticas que los equipos que forman parte del equipo de gobierno (PSC y ERC) se han marcado para este mandato.

La primera de estas 5 prioridades, pasa por trabajar el presente y proyectar la ciudad del futuro con algunos proyectos estratégicos de planificación, como por ejemplo el POUM, el Acuerdo Económico y Social, la mejora de la administración local con una gestión eficiente de los recursos públicos y el desarrollo del reglamento de participación y el ROM.

El resto de líneas de trabajo son:
1. Unos servicios para las personas, dando máxima prioridad a los ciudadanos con acciones que garanticen que la ciudadanía dispone de los recursos que necesita en educación, sanidad, ayudas sociales, tiempo libre, seguridad....
2. Una ciudad para vivir, dotándola de los equipamientos educativos, culturales, deportivos e identitarios necesarios. Haciéndola más agradable, más sostenible, con un paisaje urbano de más calidad. Una ciudad que ofrezca la vivienda protegida suficiente para permitir que los jóvenes no marchen a otros municipios.
3. Una ciudad para trabajar, donde el 52 % de la población de Rubí viva y trabaje en la ciudad y con la voluntad de poner las medidas para diversificar la oferta económica y empresarial y para atraer empresas de valor añadido.
4. La administración más fácil y abierta, que llegue a toda la población, más transparente y participativa.