Saltar al contingut Saltar a la navegació Informació de contacte

El Ayuntamiento impulsa diversas acciones para garantizar la alimentación básica de los niños con dificultades económicas durante el verano El Consistorio ha contratado nuevos casales en el mes de agosto que beneficiarán a unos 60 niños derivados de Servicios Sociales https://www.rubi.cat/@@site-logo/ajuntament-de-rubi.svg

El Ayuntamiento impulsa diversas acciones para garantizar la alimentación básica de los niños con dificultades económicas durante el verano

El Consistorio ha contratado nuevos casales en el mes de agosto que beneficiarán a unos 60 niños derivados de Servicios Sociales
El Ayuntamiento ha puesto en marcha una serie de actuaciones para garantizar que los niños de familias en situación de precariedad económica tengan resueltas las necesidades básicas de alimentación durante las vacaciones estivales. Con estas medidas se dará cobertura a cerca de 200 niños y niñas que, con la finalización del curso, ya no pueden disponer del habitual servicio de comedor escolar.

Desde finales de junio y hasta el 1 de agosto, el Consistorio ha reservado plazas en los centros de verano para los niños que viven en hogares con una estructura económica precaria. En aquellos casos en que las familias no podían abonar el coste de la actividad, el Ayuntamiento la ha sufragado parcialmente o de manera íntegra. Por otra parte, se han contratado dos casales nuevos para el mes de agosto que darán cabida a unos 60 niños priorizados por los Servicios Sociales y que se desarrollarán en las escuelas 25 de Setembre y Mossèn Cinto. La puesta en marcha de estos casales, que gestionará la entidad Compartir-Grup Social Maristas, ha significado para el Ayuntamiento una aportación de unos 30.000 euros.

Con esta propuesta, el Consistorio da respuesta a las necesidades alimentarias básicas de los niños rubinenses a la vez que los dota de una actividad socioeducativa durante buena parte del día. Conscientes, sin embargo, de que la decisión de inscribir a los menores en los centros recae en última instancia en sus progenitores, los Servicios Sociales del Ayuntamiento también han previsto ayudas económicas directas para aquellas familias que opten por no aprovechar este recurso, con el objetivo de garantizar igualmente una correcta alimentación de los niños.

Para complementar esta oferta de casas, el Consistorio ha firmado un convenio con Compartir-Grup Social Marista para mantener activo el Centre Obert del barrio de El Pinar, siguiendo el modelo de casal de verano, durante los meses de julio y agosto. Este servicio, que da cobertura a unos 90 niños, podrá funcionar durante las vacaciones escolares gracias a una aportación municipal de 6.182 euros y una subvención de la Direcció General d’Atenció a la Infància i l’Adolescència (DGAIA) de cerca de 21.000 euros.

Colaboración con ASAV
Aparte de todas estas iniciativas, el Ayuntamiento costeará íntegramente (4.916 euros) el comedor promovido por la entidad ASAV durante el mes de agosto y la primera semana de septiembre. El servicio, que se ubicará en la Escuela Montessori, dará cobertura a 45 niños mayoritariamente seleccionados por la asociación entre las familias a las que atiende habitualmente en el barrio de Les Torres.

Más solicitudes de becas comedor
Con todas estas actuaciones, el Ayuntamiento quiere dar respuesta a aquellas familias que, durante el curso escolar, son beneficiarias de becas comedor debido a su situación económica desfavorable. El número de solicitudes de estas ayudas se incrementa año tras año: para el curso 2014-2015, se han presentado 1.222 peticiones de beca frente a las 961 del año pasado.

Durante el curso 2013-2014, el Ayuntamiento complementó la beca comedor otorgada por el Consell Comarcal a 419 niños, facilitándoles así una cobertura del 100%. Además, otorgó ayudas del 50% del coste del servicio a otros 160 niños y niñas que no habían conseguido ninguna subvención del ente comarcal al quedar por debajo de la nota de corte fijada por esta institución.